Basilea, una inspiración Suiza

Basilea, una inspiración Suiza

Alba Carbonell Castillo, bailarina
Alba Carbonell Castillo, bailarina
octubre 2021

En el año 2011, un contrato con el Theater Basel llevó a la bailarina Alba Carbonell Castillo a Basilea… y ahí sigue desde entonces, como bailarina solista en el afamado teatro suizo. En su nueva ciudad no solo ha encontrado buenas amistades, sino también un entorno perfecto como bailarina y coreógrafa. Alba nos cuenta cuáles son los lugares de Basilea que más la inspiran y que nos sugiere descubrir.

Los inicios en Basel

Basilea es más pequeña que Barcelona, mi ciudad natal. Sin embargo, hay muchísimo por descubrir, aprender y vivir. Pero esto no siempre fue así para mí: cuando llegué a la ciudad me sentía algo sola y no sabía con quién quedar para comer o tomar una copa. Pero esa sensación no duró: basta darles un poco de tiempo para que los habitantes de Basilea se abran como una flor. Ahora tengo muchos amigos suizos, ya sean compañeros de trabajo del ballet del Theater Basel o personas que he conocido en mi tiempo libre, al salir a bailar o en cenas con amigos en el casco antiguo de Kleinbasel.

Inspiración

Para mí, Basilea significa inspiración. Mi profesión me lleva a menudo a nuevos lugares, pero en Basilea siento que he llegado. La danza me acompaña siempre, con ella expreso lo que siento. No necesito estar alegre o triste: me basta sentir lo que deseo transmitir, y Basilea me inspira para ello.

Kunstmuseum

Cuando no estoy ensayando, muchas veces visito el Kunstmuseum Basel para admirar su colección de maestros antiguos. El edificio principal del Kunstmuseum Basel data de 1936 y fue proyectado por los arquitectos Rudolf Christ, de Basilea, y Paul Bonatz, de Stuttgart, ambos representantes de una modernidad conservadora. El Museo de Arte de Basilea contiene la colección pública de arte más antigua del mundo. Sus puntos fuertes son la pintura y el dibujo de artistas del Alto Rin de 1400 a 1600 y el arte de los siglos XIX y XX.

Jardín Botánico de la Universidad de Basilea

Me encanta la naturaleza, así que me gusta recargar las pilas en el Jardín Botánico de la Universidad de Basilea. Ya sea visitando la colección de orquídeas o disfrutando del calor del pabellón tropical, este oasis verde situado justo al lado de la Spalentor (la puerta más majestuosa e imponente de las tres que se conservan todavía de la gran muralla de 1400) me permite relajarme en momentos de estrés

El Rin

El río Rin, que atraviesa la ciudad, cobra su máximo esplendor especialmente en verano cuando toda su ribera se llena de terrazas, que aquí las llaman “buvettes”, donde tomar algo disfrutando de la brisa del río es la práctica habitual durante los días de más calor. En verano en Basel disfrutarás de unas temperaturas muy agradables y aunque incluso se pueden alcanzar temperaturas bastante altas algunos días, el río actúa garantizando que se pueda descansar muy bien por las noches. Una de las actividades más famosas, tanto para locales como para visitantes, es nadar en el río en verano. En realidad, no se trata de nadar al uso sino de dejarse llevar por la corriente unos cientos de metros desde un punto a otro. ¿Te atreves?

Restaurantes

Para ser una ciudad de menos de 200.000 habitantes su oferta gastronómica es impresionante. Hay restaurantes de todo tipo y condición por toda la ciudad. La oficina de turismo de Basel nos informa y sugiere en su completísima página web algunos de ellos: https://www.basel.com/es/comer-disfrutar.

Sus vecinos

Basel es única también a nivel geográfico al encontrarse haciendo frontera con Alemania y Francia. Incluso se comparte el aeropuerto entre 3 ciudades (Basel, Mulhouse en Francia y Friburg en Alemania). En un paseo a pie de unos pocos kilómetros, que puedes acortar haciendo uso del tranvía número 8, puedes pasar desde Suiza a Alemania y de allí, a través del “Puente de los 3 países” a Francia para regresar a Suiza, sin necesidad de pasar ningún paso fronterizo físico visible. Es una experiencia realmente curiosa el poder pisar 3 países diferentes en cuestión de minutos. Si te gusta ir en bicicleta, que aquí son muy aficionados, también podrás disfrutar de este paseo tan agradable. Vale la pena destacar que solo por alojarte en un hotel de cualquier categoría en Basilea dispondrás gratuitamente de la “Basel Card” que te ofrece transporte gratuito en los tranvías de la ciudad, en los autocares al aeropuerto, descuentos en entradas, etc.

En todas las épocas

Si Basel es agradable en verano, no deja de serlo también en otras temporadas del año. Incluso en invierno, especialmente durante la época anterior a la Navidad, la época de Adviento, cuando sus calles se llenan de mercadillos navideños que tienen un encanto especial.

Y por supuesto, mi teatro.

Y por supuesto no me podía olvidar de mi casa, la mayor casa dedicada a tres géneros artísticos de Europa ofrece grandes producciones de danza, ópera y arte dramático con un amplio repertorio. De septiembre a junio, en sus tres escenarios (Grosse Bühne, Kleine Bühne y Schauspielhaus) se llevan a cabo unas 600 representaciones de más de 40 nuevas producciones de ópera, teatro y ballet. Los numerosos premios al «teatro del año», «sala de ópera del año» o «sala de coro del año»,las invitaciones a festivales de prestigio y las coproducciones internacionales atestiguan la importancia regional y supranacional de este centro. Aprovecha tu viaje a Basel para disfrutar de alguno de estos espectáculos.

Os espero en Basel, donde disfrutaréis de una experiencia que sin duda colmará vuestras expectativas, ya sea para una escapada corta o para completar vuestro completo viaje por Suiza.

Valoraciones de este artículo

Valoraciones de este artículoValoraciones de este artículoValoraciones de este artículoValoraciones de este artículoValoraciones de este artículo
Valoraciones de este artículoValoraciones de este artículoValoraciones de este artículoValoraciones de este artículoValoraciones de este artículo
5 / 5 (11 votos)